Carta de despedida de un cliente a Banamex

DESPEDIDA DE BANAMEX

El usuario Rodrigo Yiyo Guerra compartió en su Facebook una carta de despedida a Banamex, fue tal la sinceridad que mostró en el escrito, que cientos de personas compartieron su post.

La queja en la red social traspasó fronteras y usuarios que viven día a día los mismos problemas se identificaron con Guerra, empoderando la historia y haciéndola viral.

De una manera muy original, Rodrigo dio una cachetada con guante blanco al Banco Nacional de México.

El escrito empieza con un: “He decidido dejarte, y creo que te mereces una explicación. Antes que nada, quiero que sepas que… no eres tú, soy yo”

¿Te sientes identificado?

banamex

Querido Banamex:
He decidido dejarte, y creo que te mereces una explicación. Antes que nada, quiero que sepas que… no eres tú, soy yo.
A lo mejor soy un poco especial, pero en verdad nunca me ha gustado que me traten con la punta del pie. Llámame requisitoso, si quieres.
Ya llevamos muchos desencantos, a lo mejor es natural en 13 años de relación (yo tampoco soy perfecto… y he tratado de ser tolerante). ¿La gota que derramó el vaso? Me tomó 5 meses y medio recuperar un dinero que me debías, después de cerrar una cuenta con saldo a mi favor (por un depósito imprevisto).
Ponte en mis zapatos: para que me dieras lo que ambos sabíamos que era mío (tus estados de cuenta lo confirmaban), tuve que ir unas 7 veces a la sucursal, hablar 6 veces al centro de atención telefónica y levantar 2 aclaraciones presenciales, cada una con 1 ó 2 actualizaciones (por tu incumplimiento del «plazo forzoso» de respuesta).
Primero no las contestabas, después las contestabas con malas excusas, como que no recibiste los documentos, cuando tengo el número de valija en el que los recibiste y las demás solicitudes de esa valija sí se atendieron (a lo mejor no eran para reclamarte dinero).
A lo largo de 23 semanas, no hubo poder humano (ni la ejecutiva de cuentas, ni el gerente de la sucursal, ni la gente que atiende por teléfono, ni nadie) que pudiera explicarme cómo iba mi caso y por qué razón incumplías una y otra vez la fecha límite para resolverlo.
El gerente se frustró tanto, al no saber cómo resolver mi asunto, que me recomendó ACUDIR A LA CONDUSEF ¡para pedir la protección del gobierno contra tus abusos! ¿¿¿Te imaginas??? Antes no me pagó de su bolsa, el pobre… moría de pena e impotencia.
Hoy por fin recibí mi dinero. Me hubiera gustado que me pagaras con el aprox. 40% de intereses que cobras en tus tarjetas, pero – seamos honestos – nunca has sabido darme lo que tú exiges. De hecho, no sé si estuve atravesando un periodo de baja autoestima o qué me pasó, pero hoy no puedo entender cómo me quedé a tu lado después de tantas faltas de consideración (no tengo que recordarte las otras 3 gracias que me hiciste).
Dime… ¿esto haces con tus seres queridos? No sé tú, pero yo necesito sentirme escuchado, necesito que mi pareja se sepa comunicar conmigo, que me trate con respeto y QUE ME VALORE.
Por todo esto, y más, me voy… y debo confesarte que ya estoy feliz con otra. Insisto, a lo mejor no eres tú, soy yo… pero espero que haya muchos como yo, para que esta experiencia te ayude a mejorar. Por que, a pesar de todo, te deseo siempre lo mejor. ¡Ánimo my dear! TQM Emoticón heart

P.D. Por tu bien, te dejo una lista de cómo van los bancos en cuestión de atención a clientes. Date cuenta que has sido el menos atento y que tienes muchísimo por cambiar, si es que quieres conservar a tus parejas futuras: http://www.buro.gob.mx/tbl_general_comportamiento.php…

P.D.2. También te dejo la liga en la que me tuve que dar de alta para que me dejaras de marcar obsesivamente, con ofertas que te dije (¿cuántas veces?) que no quería. Güerita, ¡ojalá me hubieras escuchado, como ella! http://portal.condusef.gob.mx/reus/ReusDW4/index2.html

Fuente: Puntofinal

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.