Niños y adultos protestan en el Poder Judicial de la Federación por empresa recicladora de combustible en Perote

Xalapa, Ver.- Adultos y niños de Perote se manifestaron en las afueras de los juzgados del Poder Judicial de la Federación en Xalapa acusando que una empresa recicladora de combustibles está contaminando el ambiente y causando problemas de salud a los habitantes del valle.

Por lo anterior además presentaron una demanda de amparo en el juzgado primero de Distrito, señalando de omisión al titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT), José Antonio González Azuara, entre otras autoridades.

Al respecto, la ciudadana María Filomeno Casillas, de la comunidad Libertad, refirió que la recicladora provoca emanación de vapores, los cuales de acuerdo con un grupo de vecinos de varias localidades están generando enfermedades en niños y adultos.

Refirieron que la empresa lleva el nombre de Recicladora del Altiplano, propiedad de Rafael Salazar, aunque también se ostenta como representante legal la ciudadana Mérida Villa Vázquez, quienes justifican que cumplen con las normas de sanidad ambiental.

No obstante, junto con una veintena de niños de distintos planteles educativos la madre de familia alertó que se están registrando distintos padecimientos y síntomas fuera de lo normal por parte de los vecinos.

“Está afectando la salud de los habitantes, incluyendo niños que estudian cerca de esa empresa pero ninguna autoridad ha hecho caso”, acusó.

Detalló que los peroteños padecen alteraciones en la presión arterial, gripas fuertes y frecuentes, dolor de garganta, ardor de ojos e incluso hay casos de 9 personas con parálisis facial.

“Ningún doctor ha dado un dictamen de si la empresa afecta o no, solo el caso de un joven de 14 años que ha tenido dos pre infartos, aunque los médicos le dicen que clínicamente está sano.

“Pero el aroma genera desvanecimientos o desmayos, dolores de cabeza, adormecimientos de extremidades. Esos mismos síntomas tiene la gente, adormecimientos del rostro principalmente”, mencionó.

De acuerdo con la vecina la planta funciona desde 2010, no obstante los problemas de salud comenzaron desde hace 7 años.

“La empresa recicla toda clase de aceites que son desechos de barcos, de aviones, aparte de que ellos usan otros componentes, son puros químicos peligrosos para la salud, residuos clasificados como altamente peligrosos”, indicó.

Comentó que cerca de la Recicladora del Altiplano hay dos escuelas, la Primaria Libertad y el Jardín de Niños “Francisco Márquez”, pero al ser un valle las afectaciones se registran en distintos planteles educativos, con saldo de 8 maestros incapacitados.

Finalmente aseguraron que tanto la SEMARNAT como la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente y personal de la Secretaría de Salud han acudido al lugar y les argumentan que la empresa no tiene ninguna anomalía, algo en lo que no están de acuerdo.

“Nosotros pedimos que se hagan los estudios pertinentes ya que no hay un dictamen con resultados oficiales”, subrayó.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.